Pensamiento consciente, un ejercicio para ti

A veces nos viene tan bien un empujoncito para disfrutar el momento, el aquí y el ahora, ¿no te pasa? Sería ideal ser siempre conscientes, pero ya sabemos que muchas veces el día se nos pasa sin haber prestado demasiada atención, haciendo las cosas por inercia. Llega la noche y te preguntas, ¿pero qué he hecho hoy?

En ese preciso instante, cuando te lo preguntas, eres totalmente consciente y en vez de juzgarte, sería bueno que disfrutaras de ese momento.

No obstante, poco a poco podemos hacer más largos o más frecuentes esos momentos en que le prestamos total atención a lo que hacemos, y esa es mi invitación de hoy, con la propuesta de un sencillo ejercicio que tienes en este artículo.

Samskaras

El condicionamiento, este movimiento constante y automático de la mente en una dirección determinada es conocido en yoga como samskara.

Samskaras son los hábitos, tanto positivos como negativos. En los Yoga Sutra, Patanjali nos explica que debemos crear nuevos samskaras positivos con el fin de que desaparezcan los antiguos. También nos dicen que no nos detengamos aquí, sino que debemos ir hasta donde no haya más samskara. Pero hoy quiero hablar del primer paso, de incorporar hábitos positivos, y conscientes, a nuestra vida.

El yoga nos ayuda a evitar que la mente se obsesione en una sola dirección y que podamos conseguir una visión más clara. Hace unos días mis alumnos me comentaban que con la práctica han notado como poco a poco se van haciendo más conscientes en su día a día, y esto es el proceso natural que sucede con la práctica regular.

Un ejercicio para ejercitar el pensamiento consciente

Hoy te propongo un ejercicio. Escoge una actividad cualquiera que hagas en tu día a día, y decide que la harás prestándole gran atención, siendo realmente consciente de lo que estás haciendo.

Yo por ejemplo, hoy lo he hecho cuando fui a preparar y disfrutar de esta deliciosa infusión que ves en la foto.

Una deliciosa infusión para disfrutar despacio

Me levanté del ordenador, me estiré un poco, y fui a la cocina, caminando despacio. Puse el agua a calentar, y luego puse la infusión en una bolsita, con cuidado, para dejarla con cuidado dentro de la tasa. El agua ya había comenzado a hervir, así que la serví con suavidad y atención, mientras olía esa mezcla de fruta que comenzaba a humear hasta mi nariz… Le puse un poco de miel, y me senté en el suelo, frente a la tasa. Durante unos minutos simplemente observé: el vapor, los olores, el plato que sostenía la tasa, el botecito de miel a un lado, la mesita sobre donde estaba todo, los pájaros que escuchaba fuera, y luego paseé la vista por el paisaje que hay desde mi ventana. Sin juzgar, sin alimentar los pensamientos que me llegaban, simplemente percibiendo, contemplando.
Y después, sorbito a sorbito, disfruté de la infusión como si no hubiera un mañana, como si todo lo que existía es el aquí y el ahora. Y es que realmente, es lo único que existe, aunque a veces se nos pasa la vida haciendo planes o recordando lo que ya fue.

¿Harás el ejercicio que te he propuesto hoy? Te llevará poco tiempo, y créeme que te será útil para poco a poco ir haciendo más cosas con total atención, para aumentar cada vez más tu pensamiento consciente, para vivir una vida con más plenitud y mayor dicha, disfrutando de cada paso, de cada tasa de té…

Si es así, por favor, ¡cuéntame tu experiencia!

Un abrazo grande, tranquilo, consciente y lleno de Amor para ti,
Namaste
Naylín

pd: en la foto, la infusión y la miel son de la tienda L’espai de Denia, un espacio con Arte y con Amor.

CompartirShare on Facebook300

Recibe gratis la guía para Practicar Yoga en Casa

Con esta Guía podrás practicar Yoga desde la comodidad de tu hogar. Además, recibirás semanalmente emails que te enviaré con la intención de compartir contigo lo que he ido viviendo desde que el yoga comenzó a ser parte de mi vida y cómo eso puede ayudarte a ti a conectar con la salud de tu cuerpo y la paz de tu mente.


GUÍA PARA PRACTICAR YOGA EN CASA

¿Quieres practicar yoga en casa y no sabes por dónde empezar?
Después que leas estas 5 ideas podrás dar con mayor facilidad ese gran paso de cambio en tu vida. Introduce tu Nombre y tu Correo y obtendrás COMPLETAMENTE GRATIS mi Guía para Practicar Yoga en Casa para que comiences a llevar esta práctica a tu vida desde la comodidad de tu hogar. Además, recibirás semanalmente emails que te enviaré con la intención de compartir contigo lo que he ido viviendo desde que el yoga comenzó a ser parte de mi vida y cómo eso puede ayudarte a ti a conectar con la salud de tu cuerpo y la paz de tu mente.

Naylín Núñez

Sobre Naylín Núñez

Soy Naylín Núñez, creadora de este blog de yoga para principiantes, destinado a las personas que quieren conectar con la salud de su cuerpo y la paz de su mente. Cada artículo que publico está lleno de amor, y lo hago pensando en ti, en lo mejor que puedo darte, mostrarte o guiarte para que tus inicios en esta ancestral práctica sean tan maravillosos como mereces.
  • MIRIAM
    MIRIAM dice:

    Gracias por recordarnos que debemos estar presentes en cada caso que hagamos ya sea el disfrutar de una infusión, el realizar nuestras actividades concientemente y no por inercia, realmente la vida te cambia cuando empiezas a tener una conciencia en cada momento.

  • Elba
    Elba dice:

    Me parece muy interesante este ejercicio. Parece sencillo, pero no lo es. Es necesario aprender a detenernos y separarnos del afán de cada día, pues tendemos a hacer algo mientras pensamos en otra cosa. Gracias, lo practicaré.

  • nancy
    nancy dice:

    Hola, hice mi ejercicio mientras leia este articulo, y me di cuenta que ayer, estuve esperando algo que iva a suceder hoy o posiblemente ocurriria, entonces como recuerdo mi domingo, como un dia largo y aburrido, ahora comprendo que no estaba conciente ni presente, y ese es mi peor habito, !Gracias !! por recordarne q este presente, un abrazo,desde mi habitacion con mi gata en mis piernas y todos los sonidos q vienen desde la calle,

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Comentar con Facebook